Desarrollo de un avión solar remotamente pilotado para misiones de vigilancia

Datos

Acrónimo: HELIODRON
Socios: Instituto Tecnológico y de Energías Renovables, Fundación Centro Tecnológico de Componentes (CTC) y Aerosertec
Duración: 2016-2018 (27 meses)
Presupuesto: 775.542,10€
Financiación: Programa Retos-Colaboración del Plan Nacional de I+D 2013-2016 del Ministerio de Economía y Competitividad a través de fondos FEDER
ministerio-feder

Resúmen del proyecto

El proyecto HELIODRON tiene como objetivo principal el desarrollo de un avión solar remotamente pilotado de aproximadamente 2 metros de envergadura que pueda ser utilizado para diferentes misiones de vigilancia y dotado con la instrumentación necesaria para realizarla, sirviendo no sólo para la prevención, sino también para la gestión de incidentes o catástrofes que pudieran producirse.

Las ventajas de este tipo de avión frente a otros sistemas de vigilancia son principalmente su bajo coste tanto de fabricación como de operación, la rápida disponibilidad de los mismos y su gran autonomía.

La solución adoptada a priori, es un avión solar pequeño, de 2 metros de envergadura aproximadamente, diseñado para una altitud de vuelo de hasta 3.000 metros y una velocidad máxima de operación de 20 m/s, y que pueda estar disponible rápidamente en caso necesario.

Además del desarrollo del prototipo de avión solar durante el proyecto también se desarrollará la instrumentación necesaria para llevar a cabo la misión de vigilancia. Hay que destacar que el proyecto requiere desarrollos específicos adaptados a las singularidades de la energía solar, que por un lado permiten una gran autonomía de vuelo, indispensable en misiones de vigilancia de este tipo, pero por otro lado imponen la condición de que todos los sistemas embarcados en el avión, ya sea para su vuelo o para llevar a cabo su misión, deben ser de muy bajo peso y consumo energético.

El consorcio formado para el desarrollo del proyecto HELIODRON está integrado por ITER, la Fundación Centro Tecnológico de Componentes (CTC) y Aerosertec.

CTC se encargará en el proyecto del desarrollo del sistema de navegación redundante de bajo coste, tamaño y consumo, que al mismo tiempo es capaz de ofrecer precisiones superiores a las de los sistemas comerciales de igual o superior coste. Se esperan conseguir estimaciones de posición mejores que 1 metro y que 1° en orientación, para las condiciones dinámicas de operación típicas de un UAV. En el caso concreto de la aplicación del avión solar en tareas de vigilancia y gestión de catástrofes, el sistema de navegación propuesto plantea un importante aporte frente a la utilización de un sistema de bajo coste comercial, ya que no solo consigue aumentar el nivel de integridad, sino también la precisión y disponibilidad de la solución bajo cualquier circunstancia. Esto no solo redunda en la capacidad de vuelo de la aeronave, sino que se traduce directamente en una mejor geolocalización de los puntos singulares, lo que permite una rápida respuesta así como una mejor gestión por parte de los servicios de emergencia de los recursos disponibles.

Aerosertec participa en el proyecto para llevar a cabo el diseño estructural del avión, que en el caso que nos ocupa requiere de materiales extremadamente ligeros y robustos.

Con el desarrollo del proyecto los miembros del consorcio esperan generar al menos 2 patentes, 2 puestos de trabajo directos y 4 indirectos.